| Versión movil  |   |  RSS RSS  | Contacto  |  Mapa del sitio  |  Registrate!  |  Entrar
Estás en: > >
Enviar   Imprimir Comentar  Compartir:    

18/11/2007 - 10:24 - Marina Saracho Acebo

Buceo y embarazo

Buceo y embarazo
Copyright Marina Saracho Acebo Todos los derechos reservados

Mucho se ha hablado de los efectos negativos de la práctica del buceo en las mujeres embarazadas, conozcamos un poco más de los mitos y las verdades de la práctica del buceo durante el embarazo.
Una preocupación lógica en las mujeres buceadoras, es el efecto que puede tener la práctica del buceo durante el embarazo, mas si cabe si el buceo es su profesión o una actividad frecuente dentro de su actividad laboral.



 
 
Los efectos de la compresión sobre zonas aéreas:


Atendiendo a los principios básicos de fisiología del buceo, está demostrado que la presión al sumergirnos aumenta, afectando a nuestro cuerpo comprimiendo los espacios con aire.

El feto, en cualquiera de sus fases, no tiene aire a su alrededor, y si liquido amniótico, que rodea totalmente al feto para evitar golpes e impactos exteriores sobre el feto. Por lo tanto, analizando la presión sobre zonas con aire (aumentando al sumergirnos y expandiéndose al ir ascendiendo) no afectaría al feto.

Además, debemos tener en cuenta que no se puede dar sobrepresión pulmonar en el feto, por muy rápido que ascendamos (a la madre si le afectaría) ya que el feto respira directamente de la sangre, extrayendo el oxígeno de la sangre.


La falta de oxígeno:



Todo buceador, regula su respiración durante su inmersión, ¿puede afectar esa limitación de oxígeno al feto?.

El organismo humano se autoregula, y suministra el flujo correcto de oxígeno al feto, así que no hay por qué preocuparse. Otra cosa es que exista tal falta de oxígeno que acabe ahogando a la madre, caso en el que lamentáblemente el feto se vreá afectado probablemente de la misma forma.



Toxicidad del aire respirado:



De los dos factores que pueden darse, narcosis (exceso de nitrógeno en sangre) y exceso de oxígeno en sangre (fruto de mezclas de aire enriquecidas excesivamente) únicamente el exceso de oxígeno se ha visto como un riesgo potencial para el feto en inmersiones que superen los 40 metros, pero en experimentos realizados con ovejas no parece que las inmersiones profundas afecten al feto dentro de los 40 metros de profundidad (mas allá si hay casos de afección al feto).



Tratamiento en cámara hiperbárica o cámara de recompresión:



Si una buceadora embarazada tiene que entrar en tratamiento en una cámara hiperbárica, ¿el feto resultará afectado por este tratamiento?.

En la cámara hiperbárica, se realiza un tratamiento para tratar la enfermedad descompresiva, sometiendo al cuerpo del buceador/a a una presión parcial de oxígeno especialmente alta durante un tiempo limitado como parte del tratamiento.

Según los estudios realizados y pruebas practicadas con ovejas, al inicio del embarazo no se suelen dar efectos negativos, en cambio con el embarazo avanzado tras someter a la madre y al fecto a altas presiones, los efectos en el feto son mas que probables. Aunque al parecer durante el embarazo es cierto que el feto dispone de una sobreprotección natural, al final del embarazo el feto sufre, y puede derivar en defectos de nacimiento e incluso la muerte.

Un efecto que se ha dado en algunos casos de embarazos avanzados tartados en cámara hiperbárica, es la afección ocular llamada fibroplasia retrolental, que puede derivar en ceguera tras el nacimiento. 



Las burbujas en el riego sanguíneo fruto de la enfermedad descompresiva de buceo (Bends):


Se entiende que un feto, puede sufrirla a pesar de estar mas protegido que la madre, en ese caso la madre la sufriría, y el feto podría sufrirla también, lo más probable es que le afecte, generando un proceso anómalo de su crecimiento e incluso la muerte.
 
 
    Este artículo es meramente informativo. En caso e estar Vd. embarazada deberá evitar la práctica del buceo.



Comentarios

Bajoelagua.com on Facebook

Lo +